El Conductor o el Automóvil

¿Qué tan importante es el conductor en una carrera de Fórmula 1? ¿Y cómo se relaciona ésto con los negocios?
 
El automóvil que un corredor maneja es una gran parte de su éxito: la tecnología, el motor, la aerodinámica, las llantas, y otros factores que ayudan a que triunfe. Pero aún así, hay unos cuantos corredores que se llevan los primeros lugares en los campeonatos. Puedes sentar a dos profesionales distintos al volante de dos automóviles exactamente iguales y habrá uno que se coronará campeón la mayoría de las veces.
 
Si usas los zapatos de Messi, eso no hará que tu velocidad aumente en un 200% y que puedas anotar goles con la zurda. Si juegas contra Rafael Nadal un partido de tennis, y tú tienes la mejor raqueta y él una de los años 80’s, seguramente ya sabemos cuál será el resultado.
 
Muchas personas creen que al tener las mejores oficinas, la mejor maquinaria o el mejor software tendrán una mejor empresa. Seguramente es una muy buena ventaja, pues en estos tiempos es necesario aprovechar los avances que la tecnología nos ofrece para hacer un mejor trabajo y más eficiente. Pero ¿de qué sirven 10 máquinas con la mayor eficiencia tecnológica si el dueño de la empresa no sabe administrar su tiempo?
 
Gary Vaynerchuk, un gran inversionista y empresario, ha comentado que cuando quiere invertir en una Startup se fija en dos cosas: Primero, en la idea (concepto). Y segundo, en los fundadores. Él busca personas con ética de trabajo, que sean de los que buscan soluciones y se levantan día a día a conquistar el mundo, y no alguien que encuentra la primera excusa para justificarse de porqué no hacer las cosas.
 
Una persona que tiene disciplina, talento y ha trabajado en sí mismo, puede llevar una idea promedio a ser una empresa multinacional. Pero muchas veces, una idea brillante surgida en la mente de una persona que no se esfuerza por ser mejor se queda en eso: una idea o un negocio promedio.
 
No te enfoques en las oficinas, en el capital recaudado o en el tamaño del equipo de trabajo. Enfócate en ser el empresario que sabe cómo pagar las oficinas con las ganancias que genera el negocio; que maneja bien el capital de la empresa; y que tiene una visión clara y sabe liderar a su equipo de trabajo.
 
ACCIONES PARA TOMAR
 
Te dejamos 3 acciones inmediatas que puedes tomar para ser un mejor empresario:
 
1) Escribe la visión de tu empresa y léela todos los días (no solo la clásica Misión y Visión que se hacen por requisito, sino realmente hasta dónde quieres que llegue tu empresa). Luego establece metas anuales, mensuales y semanales que ocasionen que lo alcances con el tiempo. No importa si llegará en 25 años, lo que importa es que llegue. Y recuerda, todo lo bueno toma tiempo.
 
2) Compra o descarga un libro y lee UNA página diaria. Una página no te tomará más de tres minutos, pero el simple hecho de cumplir el compromiso te demostrará que puedes hacerlo y aumentará la autodisciplina. En menos tiempo del que imaginas estarás leyendo más de lo que pensabas. Un libro es la llave a las mentes más brillantes, y una de las herramientas más baratas que encontrarás.
 
3) Haz un plan cada día con las acciones que debes cumplir en ese día y agéndalas según la prioridad. La más importante (y muchas veces, la que menos queremos hacer) debe ir primero. Deja las metas pequeñas para más tarde en el día. Toma control de tu día y no al revés.
 
Escucha nuestro podcast donde compartimos más de este tema. Suscríbete en iTunes en este link,  o escúchalo en nuestra página en la sección de Podcasts.
 
¡Si quieres más tips empresariales, también te invitamos a que nos dejes tu correo en los comentarios!

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*